2012-07-21

44.- ¿Fue inevitable la evolución de los seres humanos?


El ateo Michael Ruse ayuda a los cristianos a conciliar la evolución con la fe.

Autor: Jerry Coyne

Jerry Coyne El filósofo ateo Michael Ruse ha dedicado mucho tiempo a mostrarles a los cristianos cómo se pueden armonizar los hallazgos de la ciencia  -especialmente la evolución- con su fe. Estoy desconcertado por este esfuerzo. Ruse debe tener buenas razones para rechazar el Cristianismo, entonces, ¿por qué en lugar de explicar a los cristianos las razones de su rechazo a Dios, intenta ayudarlos a encontrar a Jesús a pesar de los hechos ineludibles y contrarios revelados por la ciencia?

Uno de esos hechos ineludibles es que, científicamente, no podemos decir con seguridad que la evolución del Homo sapiens era inevitable. Las mutaciones son aleatorias, pueden ser causadas por fenómenos cuánticos no-deterministas, y dado que las mutaciones son el combustible de la evolución, la ocurrencia de una cierta mutación puede afectar significativamente el curso de la evolución futura. Además, si la Tierra hubiera evolucionado bajo condiciones ligeramente diferentes, contingencias ambientales tales como el impacto del asteroide que eliminó a los dinosaurios podrían haber tenido profundos efectos en la diversidad de la vida. (En su libro "Vida maravillosa", Steve Gould sostuvo que sin ese asteroide, los mamíferos podrían haber sido siempre criaturas insignificantes corriendo bajo las patas de los dinosaurios, ergo, los seres humanos no existirían).

Cabe preguntarse entonces si la evolución de los seres humanos era inevitable. La única respuesta científicamente fundamentada es, en mi opinión, que "simplemente no lo sabemos".

Esa respuesta no les agrada a los cristianos que creen en la evolución, ya que el surgimiento de los seres humanos es un tema intransable: fuimos diseñados a imagen de Dios, y por lo tanto, como la culminación del plan divino, nuestra aparición era inevitable.

En su última columna en The Chronicle of Higher Education, "¿Resulta el cristianismo negado por la aleatoriedad darwiniana?" Michael Ruse analiza este tema. Él toma en cuenta varios argumentos científicos sobre porqué la evolución de nuestra especie podría haber sido inevitable, tales como el escenario de la "carrera armamentista" de Dawkins (la evolución produce una inevitable carrera armamentista entre las especies para superarse unas a otras, y la inteligencia humana es el arma definitiva), y la existencia de un "nicho cognitivo" ecológico que sólo podría ser ocupado por animales parecidos a los humanos. Pero incluso Ruse admite que esos argumentos no son del todo convincentes:

Pero yo no creo que nadie - ciertamente Gould tampoco - diría que los seres humanos necesariamente tenían que evolucionar en algún lugar del universo. Así que parece que tenemos una contradicción con el Cristianismo.

Esto deja a Ruse con un problema. Si la ciencia no nos puede asegurar que la evolución de los seres humanos era inevitable (como requieren los cristianos que aceptan la evolución teísta), ¿en qué situación queda el Cristianismo? Bueno, él podría desistir y admitir una incompatibilidad entre la fe y la evolución, pero ese no es el estilo de Ruse. Así que insiste:

Para Jerry ese es el final de la cuestión. Un clavo evolutivo más martillado en el ataúd de la religión. Pero para mí, el problema recién se pone interesante y desafiante, no porque sea creyente, sino porque no lo soy. No es porque constituya algo políticamente correcto, aunque creo que es así, sino porque ¡es un problema interesante y desafiante!

Bueno, si  la conciliación de dioses inexistentes y de creencias sin base con la ciencia es "interesante y desafiante", sí, tal vez. Pero el esfuerzo parece un desperdicio de capacidad cerebral filosófica. Para resolver el problema, Ruse no recurre a la ciencia, sino a la teología:

Creo, junto a San Agustín y a Santo Tomás de Aquino, que dado que se trata de un problema teológico y no uno científico, necesitamos una solución teológica, no una científica. Así que invoco la noción de los multiversos - otros universos ya sea paralelos al nuestro o secuenciales - no sobre una base científica (aunque sé que hay quienes los defenderían con argumentos científicos), sino por razones teológicas. El Dios del Cristianismo puede crearlos si lo desea.

Puesto que los seres humanos hemos evolucionado mediante procesos darwinianos, entonces podríamos haber evolucionado mediante procesos darwinianos [sic]. ¡Sólo se deben crear universos hasta que suceda! Y no interferir en el proceso.

Se podría pensar que es un inmenso desperdicio, pero como Dios le dijo a Job, vuestros caminos no son mis caminos.

Bueno, sí, pero si se acepta la última frase, entonces cualquier cosa se puede conciliar con el Cristianismo:
  • ¿Fósiles antiguos? Dios puso esos fósiles en las rocas.
  • ¿Estrellas a millones de años-luz de distancia? Dios creó la luz en tránsito junto con las estrellas.
  • ¿Un Adán y una Eva literales? Bueno, sí, sólo existieron dos progenitores para todos los seres humanos, pero Dios inyectó la diversidad genética en nuestros antepasados para hacernos pensar que la población humana nunca fue inferior a unos cuantos miles de individuos.

Y si la solución de Ruse es que Dios trabaja de formas misteriosas, ¿por qué no aceptar simplemente el argumento de Elliott Sober según el cual Dios podría haber ajustado un genoma ancestral para que las mutaciones que originan humanos aparecieran en la Tierra?

Si se busca una solución teológica a un dilema científico, entonces no se está conciliando la ciencia con la fe, se está distorsionando la ciencia para hacerla concordar con la fe. Dios debe ser muy misterioso, porque aunque tenía el poder de crear seres humanos en cualquier lugar, ¡optó por hacerlo creando millones de universos hasta que surgió el que él quería! Y no podemos argumentar en contra de eso, porque los caminos de Dios no son nuestros caminos.

Ruse se delata en su último párrafo:

¿Creo en algo de esto? En realidad no, pero ese no es el punto. El punto real es que aunque nuevos ateos como Jerry Coyne tienen algunos argumentos de peso, antes de que den por concluido el caso deben ofrecer a los filósofos y a los teólogos la oportunidad de replicar.

Si uno no cree en algo, y presumiblemente por buenas razones, entonces debe defender las creencias propias, no atender a supersticiones infundadas. No estamos aquí ante un filósofo intentando formular el mejor argumento para defender sus creencias, sino, contrariamente a la afirmación de Ruse, entregando a los cristianos una vía de escape debido a una motivación política.

Dejaré que un comentarista en el blog de Ruse, "pianiste", responda por mí:

Sólo es "interesante y desafiante" porque es un problema político: encontrar una forma de hacer que la evolución sea aceptable a los creyentes para que no la nieguen y dificulten aún más enseñar las materias científicas en las escuelas públicas en forma científica. No perdemos mucho tiempo "acomodando" a tribus perdidas del Amazonas respecto del desplazamiento hacia el rojo en astronomía, ¿verdad? No, porque su no creencia –o incluso su desconocimiento de ese tema- no constituye un problema político. Podemos vivir y dejar vivir. A menos que anhele desperdiciar un montón de tiempo en crucigramas para su propia diversión, el profesor Ruse está siendo un poco ingenuo acerca de que esta argumentación "acomodacionista" no sea un problema político.

"Los ateos como Jerry Coyne ... debieran ofrecer a los filósofos y a los teólogos su oportunidad para replicar."

¿Qué está, dígame por favor, haciendo Jerry Coyne para evitar que los filósofos y los teólogos repliquen? Los está acorralando en una esquina donde lo único que los filósofos y los teólogos acomodacionistas pueden decir es que no tienen nada convincente que responder.

El argumento de los millones y millones de universos paralelos podría justificar cómo Dios puede obtenerlo todo a la vez: lograr que los humanos evolucionen como pretendía sin supervisar la evolución directamente.

Pero recuerden, en algunos universos los seres humanos aparecerán, estarán manchados con el Pecado Original, y no tendrán oportunidad de salvarse y escapar de la condenación eterna. Buen tipo, este Dios de los universos paralelos. Creo que comenzaré a pagarle el diezmo.

---

Fuente: Was the evolution of humans inevitable?

Autor: Jerry Coyne

Traducido y condensado por J.A.

13 comentarios :

Jack Astron dijo...

Después de publicar el artículo, Coyne agregó una refutación a la elucubración de Ruse, propuesta por Eric MacDonald del blog Choice in Dying.

Si no se pueden imponer limitaciones a Dios, como asume Ruse, entonces Dios debería haber sido capaz de anticipar, calculando las probabilidades, cuál de los chorrocientos posibles universos permitiría el surgimiento de seres humanos, si es que ese era su objetivo en primer lugar.

¿No podría alguien que lo sabía todo, y que podía calcular las probabilidades a partir de las condiciones iniciales, haber predicho cuál de los universos posibles nos incluiría? Si es así, éramos necesarios después de todo. ¿Por qué no puede Ruse ver esto?

Es porque quiere dejar que el mundo sea un lugar seguro para la religión, y cualquier viejo argumento, al parecer, servirá. Esto no es filosofía, ni siquiera es teología; es una postura obstinada, y no le hace ningún bien a la reputación de Ruse como filósofo. Él debiera abandonar este intento inútil para producir filosofía desechable, y tratar de actuar como un ser humano racional.


http://choiceindying.com/2012/07/21/michael-ruse-is-tiresome/

Anónimo dijo...

Si Dios es omnipotente y queria crear seres humanos pudo crearlos directamente, tal como dice la biblia. La evolucion es un camino muchisimo mas largo e inseguro. Es obvio que no existe ningun dios creando humanos.

Jack Astron dijo...

Anónimo: ¡Amén!

Perro. dijo...

Bueno pero quizás dios en su infinita sabiduría lo hizo a la larga, mezclando ingredientes dejando que luego estos llegaran a lo que el ya sabía que iban a llegar, el ser humano.

No te gusta esa explicación?

que tal esta?: somos seres inferiores y no podemos ser tan soberbios de suponer que vamos a conocer los mecanismos por lo que dios trabaja. Pero es claro que dios nos creo.

No hay por donde agarrarlos a los creyentes, están embadurnados en jabón.

Porque al reucrrir a la magia, no hay fin, pueden seguir recurriendo a ella por más que no tenga lógica alguna. Qué, acaso tu le vas a decir a dios lo que es lógico y lo que no? acaso con "tu lógica" humana piensas que vas a acorralar a dios? jajaja.

Un abrazo (en dios?) Jack.

Perro. dijo...

Y el comentario al planteo de Ruse (que le pasa a ese??) es demoledor.

Jack Astron dijo...

Así es, amigo.

Según el comentario que cité en azul, la postura de Ruse tendría como objetivo evitar la confrontación entre ciencia y religión para no dificultar la enseñanza de la ciencia en las regiones cristianas fundamentalistas de EEUU.

Otros acomodacionistas, como Eugenie (Genie) Scott tendrían el mismo objetivo, según The God Delusion. Dawkins le haría un flaco favor a la ciencia al confrontarla con la religión presentándolas como magisterios incompatibles.

Los científicos acomodacionistas considerarían que es preferible una mentirilla inocente (no se preocupen cristianos, la evolución es totalmente compatible con vuestra fe) a decir la verdad y seguir teniendo grandes dificultades para enseñar la evolución en los colegios cristianos.

¿Cual estrategia será más efectiva? ¿Mentir o decir la verdad?

Un abrazo

genetticca dijo...

Que es la verdad? no es acaso un concepto abstracto que sirve a cada uno según su objetividad?
Que es la mentira? tal vez la obstrucción de una verdad que no existe?

Dificilmente le será dado a conocer al ser humano cual es su procedencia, ni aun llegando al máximo de su evolución como ser intelectual. Eso es imposible, pues ahi radica la propia evolución, en avanzar sin conocer el origen y renovarse sin conocer el destino. Somos, simplemente, cosas que pasan dentro de las cosas y que se originan sin sabr como, por más que nos estrujemos el coco. Si dios existe, lo debe pasar muy mal con este juguetito que se le ha ido de las manos, debe estar muy cabreado con las discordias y guerras que proboca en su nombre y sorprendido de tanta ignorancia, que le adjudican hechos que jamás ha diseñado.

un salludo

Jack Astron dijo...

Saludos, genetticca

Nuevas columnas sobre el tema:

1) Michael Ruse, Should Atheists Reach Out to Christians?

Ruse reconoce una motivación política en su intento de conciliar ciencia y religión.

http://chronicle.com/blogs/brainstorm/should-atheists-reach-out-to-christians/50385

2) Jerry Coyne, The disingenuous Professor Ruse

Destaca lo anterior.

http://whyevolutionistrue.wordpress.com/2012/07/29/the-disingenuous-professor-ruse/

Angel dijo...

Hola a todos, me desconcierta bastante la deriva de la pregunta inicial. Esa pregunta ¿fue inevitable la evolución de los seres humanos? tiene una respuesta dentro de la ciencia. A la luz de lo que se sabe hoy, esa respuesta es NO. No hay razón biológica alguna para que ningún camino evolutivo concreto deba recorrerse. Lo que no es razonable es, a partir de esa pregunta, empezar a hablar de dioses o de cualquier otro factor imaginario. Ninguno de esos factores aporta información útil a la posible respuesta por lo que es completamente erróneo incluirlos en ninguna pseudoexplicación.
Acabo de llegar al blog, muy interesantes los temas, espero poder aportar algo en el futuro.

Jack Astron dijo...

Bienvenido, Angel.

S.Jarré dijo...

Excelente artículo!
Creo que Ruse se equivoca con su enfoque, sea la razón que tenga para hacerlo.

Me parece que no se puede jamás ayudar a buscar argumentos para que la gente continue creyendo en lo que no existe.

Es alimentar un Dragon Invisible con alimento para perros invisible. Un desperdicio de tiempo, energía y neuronas.

Saludos!

Ricardo Jimenez dijo...

Saludos Jack estoy de acuerdo con s.jarre pienso que con lo irracional y lo contradictorio como son los dioses de los textos sagrados, biblias y demas. No podemos tomar bases serias para sacar una conclusion de los hechos de la realidad en que vivimos. Pienso que seria ser deshonesto siquiera pensar para uno consigo mismo y hacia los demas, solo por respeto y un apego emocional hacia una deidad,cualsea.
Saludos amigo animo con el blog.
Te deseo lo mejor y que tengas exitos en el mundo de los blogs y la red de redes.
Saludos desde Mexicali.

Jack Astron dijo...

Muchas gracias, Ricardo!